Brasil y Chile son los países de Sudamérica que han realizado más estudios científicos sobre la energía de las olas y eólica marina

Brasil y Chile son los países de Sudamérica que han realizado más estudios científicos sobre la energía de las olas y la eólica marina

El estudio denominado “Una revisión de la energía renovable marina en América del Sur: estado actual y perspectivas futuras”, revisó el potencial de recursos, competencias e infraestructuras de investigación existentes en Argentina, Brasil, Chile, Colombia y Uruguay reveló el importante papel que Sudamérica puede asumir en el escenario de transición energética global.

Un exhaustivo compendio realizado por 16 representantes de diversas universidades sudamericanas, titulado “Una revisión de la energía renovable marina en América del Sur: estado actual y perspectivas futuras”, reveló el potencial de esta energía y su actual desarrollo. En tal sentido, Brasil y Chile destacaron por poseer la mayor cantidad de estudios y publicaciones sobre la materia en Sudamérica, así como también los únicos que ya instalaron un prototipo WEC a escala real.

El documento aborda el estado actual y las perspectivas futuras de la ORE en Sudamérica. La energía de las olas y la eólica marina son los recursos con mayor número de trabajos publicados.

 

La investigación sobre energía marina en Chile se materializó en 41 artículos científicos, iniciados en 2008 con la evaluación del potencial de recursos de la energía de las olas, pero se extendieron de 2014 a 2017 con la evaluación de los recursos de la energía eólica marina, la energía de las olas y mareomotriz, identificando, por ejemplo, lugares para un proyecto potencial de extracción de energía renovable marina. Desde 2017, las tendencias en publicaciones científicas en Chile han llevado a más investigación aplicada, por ejemplo, evaluando matemáticamente el comportamiento de diferentes dispositivos en el mar chileno. Desde la creación del Centro de Investigación e Innovación en Energías Marinas, MERIC, en 2015, se ha prestado especial atención a las líneas de investigación que desarrolla este centro. Por ejemplo, el biofouling y la corrosión marina es un tema particularmente agresivo en la costa chilena y requiere un tratamiento especial para implementar dispositivos ORE. En los últimos años, la investigación se ha centrado principalmente en mejorar tecnologías y técnicas novedosas para hacer que ORE sea más competitivo considerando las características particulares del país.

 

Brasil tiene el mayor número de publicaciones científicas en esta área, seguido de Chile, Colombia, Argentina y Uruguay. La mayoría de estos documentos abordan el potencial de recursos que muestran la diversidad de recursos renovables en alta mar disponibles a lo largo de la costa de Sudamérica (SA). La energía de las olas significativa está disponible a lo largo de casi toda la costa de SA. Se observa un considerable potencial eólico marino a lo largo de la costa de Brasil, Colombia y el sur de Chile. La región con el tipo de recurso más diversificado se observa a lo largo del norte de Brasil, donde están disponibles vientos marinos, olas, mareas, corrientes oceánicas y gradientes térmicos. Brasil y Uruguay tienen la matriz eléctrica más renovable, seguidos de Colombia, Chile y Argentina. En cuanto a los aspectos regulatorios, Brasil tiene el estado más avanzado, habiendo establecido el proceso de licencia ambiental, una ley para la concesión del espacio marino a los propietarios del proyecto y discutiendo la primera licitación de subasta de energía eólica marina en 2023. Además de las actividades pesqueras y navieras, los posibles conflictos comunes en los países costeros, las comunidades indígenas en Chile y las intensas actividades de petróleo y gas en alta mar son las actividades más importantes que pueden considerarse como oportunidades de sinergias.

 

Se identifican áreas de alta importancia biológica y áreas marinas ambientalmente protegidas a lo largo de la costa de los países estudiados. No hay proyectos comerciales en SA; sin embargo, hay varios proyectos en curso en diferentes fases tecnológicas. Brasil y Chile son los países que ya instalaron un prototipo WEC a escala real. Se ha planificado instalar un proyecto de gradiente de salinidad en Colombia. Se puede observar una perspectiva prometedora de la energía eólica marina en Brasil considerando 66 proyectos, que suman aproximadamente 170 GW de capacidad instalada, que ya iniciaron el proceso de licencia ambiental. La cuenca de oleaje de la UFRJ, Laboceano, en Brasil, el Open Sea Lab de Chile, el laboratorio de electroquímica de la Universidad Nacional de Colombia y los canales de oleaje del INA e IMFIA en Argentina y Uruguay, respectivamente, son ejemplos de infraestructura de laboratorio que pueden contribuir al desarrollo del sistema renovable offshore.

 

Este estudio exhaustivo del potencial de recursos, competencias e infraestructuras de investigación existentes en Argentina, Brasil, Chile, Colombia y Uruguay revela el importante papel que Sudamérica puede asumir en el escenario de transición energética global.

 

El importante potencial renovable en alta mar a lo largo de la costa con concentraciones de población considerables puede considerarse una ventaja para el suministro de energía de los países. Políticas públicas para incentivar el sector renovable offshore, marco regulatorio adecuado, inversión en investigación y desarrollo, creación de centros tecnológicos especializados y despliegues de prototipos a gran escala son necesarios para comercializar sistemas renovables offshore en SA. El intercambio de ideas y experiencias de los países de SA a través del establecimiento de un programa gubernamental integrado podría acelerar los avances tecnológicos en este sector.

 

Se espera que la demanda de electricidad crezca en los próximos años en América del Sur, y el aumento en la generación de energía eléctrica debe planificarse de acuerdo con esta expectativa. Cuanto más diversa y flexible sea la futura matriz energética, más eficiente será el uso de las fuentes y capacidades requeridas para satisfacer la demanda energética. Las fuentes de energía renovables serán fundamentales en esta variación de los escenarios energéticos en los países sudamericanos. En particular, las energías renovables en alta mar son importantes ya que el núcleo de población más grande se encuentra en la costa. Sin embargo, las diferentes condiciones geográficas, políticas, socioeconómicas y técnicas de los países involucrados llevarán a adaptar diferentes políticas y acciones por parte de los diferentes agentes involucrados. Se han identificado algunos factores como condicionantes para evaluar las posibilidades de éxito en el futuro: el apoyo político, la implementación de nuevas infraestructuras experimentales, el acceso a datos relacionados con los recursos energéticos, la red eléctrica y las capacidades industriales, la capacidad de innovación, etc.

 

Una vez identificados todos estos factores y evaluados numéricamente bajo determinados indicadores, se deben brindar algunas recomendaciones a los agentes encargados de implementar las políticas energéticas. Se pretende incluir estas consideraciones en las diferentes hojas de ruta relacionadas con los escenarios energéticos futuros de los países. El objetivo final es aprovechar las condiciones globales no solo de cada país sino las posibilidades de conexión y colaboración de los países del entorno en términos de recursos, estabilidad de la red y capacidad industrial.

 

Fuente: www.mdpi.com

Partners

MUNDO SOSTENIBLE

NUEVO CAPÍTULO

Ediciones Especiales

Juan Andrés Salamanca, gerente comercial de Hidronor Chile, comenta sobre el reciclaje de paneles solares fotovoltaicos, la nueva apuesta de la empresa en economía circular.

 

VER VÍDEO

Javier Ramírez, CEO de Green Leader, señala que en la compañía han desarrollado un software que permite la correcta trazabilidad de desechos generados en la minería, así como su recuperación y segunda vida.

 

VER VÍDEO

Gianfranco Ragliani, gerente de sustentabilidad de Tetra Pak, señaló que la compañía, fabricante de envases de papel para líquidos a nivel mundial, está desarrollando productos 100% reciclables y que, próximamente, abrirá en Chile una planta de reciclaje para 6 mil toneladas.

VER VÍDEO