Instalan en el norte del país, planta piloto de remoción de arsénico que utiliza la luz del sol

El sistema, orientado a comunidades rurales por su bajo costo y nula dependencia de la red eléctrica, remueve arsénico desde fuentes de agua superficiales mediante un novedoso nanomaterial fotoactivo que reacciona en presencia de luz solar.

En las comunas de San Pedro de Atacama y Calama, integrantes del equipo dirigido por la Dra. Andreina García, académica del Departamento de Ingeniería de Minas de la Universidad de Chile e investigadora titular del Advanced Mining Technology Center (AMTC), sostuvo reuniones con autoridades y representantes de comunidades de la zona, con miras a la instalación, en abril próximo, de una planta piloto de la tecnología de remoción de arsénico SolArsenic.

SolArsenic, desarrollado por AMTC, es un sistema diseñado para remover arsénico desde fuentes de agua superficiales mediante un novedoso nanomaterial fotoactivo que reacciona en presencia de luz solar y que puede transformar el arsénico III, de alta toxicidad, en arsénico V, de menor toxicidad y más fácil adsorción. Este arsénico es adsorbido por el mismo material fotoactivo y así se elimina del agua. Esta doble capacidad (conversión mediante fotooxidación, y adsorción del arsénico) es una de las novedades de SolArsenic, pues en otros sistemas estos procesos son hechos por dispositivos separados. El sistema, orientado a comunidades rurales por su bajo costo y nula dependencia de la red eléctrica, iniciará en abril su etapa de prueba y validación en un ambiente real (fuera del laboratorio).

 

“Al final de este segundo año del proyecto Fondef IT, Solarsenic debería ser una tecnología ya validada en terreno. Durante el primer año de ejecución del proyecto desarrollamos, escalamos y validamos el sistema en ambiente de laboratorio. En 2022 lo que haremos es mover la planta piloto, llevarla a una locación real y validar allí su funcionalidad”, explica la Dra. García.

 

Entre el 25 y el 28 de enero, el equipo dirigido por la Dra. García; el Dr. Santiago Montserrat, director alterno del proyecto; la Dra. Maibelin Rosales, coordinadora técnica y el Ingeniero Geovanni Arredondo, a cargo de la construcción del piloto, recorrieron diversos puntos de San Pedro de Atacama para definir el sitio específico en el que se instalará la planta. En este contexto, se reunieron con el alcalde Justo Zulueta; Ana María Lemus, directora de la Secretaría Comunal de Planificación, y Antonio Cruz, representante y parte del equipo de la Fundación Superación de la Pobreza. También sostuvieron encuentros con Manuel Salvatierra y Diego García, presidente y secretario, respectivamente, del Consejo de Pueblos Atacameños Lickanantay, y con Joel Cruz, presidente del sistema de agua potable rural (APR) Chunchurí.

 

“Antes de esta etapa de pruebas en terreno que iniciaremos, trabajamos con muestras de agua de las localidades de Chunchurí, Socaire y San Pedro de Atacama, las que debíamos traer a Santiago para trabajarlas en laboratorio. Ahora necesitamos el permiso de estas comunidades para la instalación de los pilotos, por lo que organizamos las reuniones para mostrar los resultados que obtuvimos en el laboratorio y los beneficios que podría traer SolArsenic, a fin de lograr su aprobación. Todas las comunidades se mostraron muy interesadas”, explica la investigadora. Cabe destacar que el primer prototipo de SolArsenic logró remover hasta el 98% del arsénico presente en el agua, alcanzando estándares de agua potable.

 

La etapa de pruebas se extenderá hasta diciembre de 2022.

 

Fuente: Ingeniería Minas U. de Chile

Corporativos

Mario Gómez, Presidente TCI Gecomp: “El hidrógeno y la economía circular: energía, agua, alimentos”

Juan Francisco Richards, Gerente Desarrollo Nuevos Negocios, Gasco: “Tecnologías para el Hidrógeno Verde en Chile”

Rebeca Poleo, Líder H2 & Gas Tractebel Engineering SA:

“Principales Riesgos y su Gestión en Proyectos de Hidrógeno Verde”