Opinión Sostenible

  • Por Ricardo Irarrázabal, subsecretario de Minería

     

    “Sabemos que los desafíos de hoy están relacionados al consumo eficiente del agua y energía, la disminución de emisiones de gases de efecto invernadero y contaminantes locales y -sobre todo- a las relaciones con las comunidades que se encuentran en zonas cercanas a los proyectos”.


  • Por Margarita Ducci 

    Directora Ejecutiva Pacto Global Red Chile

     

    "Actualmente hay unos US$6.700 millones en construcción de plantas eólicas, fotovoltaicas e hidráulicas de pasada, por más de 2.400 megavatios (…), pero enfrentamos un enorme desafío para contar con recursos suficientes, públicos y privados, que alcancen el esperado desarrollo, sumado a que la ciudadanía exige hoy más que nunca, generación de energía amigable con el medioambiente y las comunidades".   


  • Doctor Gustavo Saiz, Ph.D. Gestión de Recursos Ambientales, académico Facultad de Ciencias de la Universidad Católica de la Santísima Concepción (UCSC). 

     

    “Si esta biomasa en vez de quemarse durante un incendio, se pudiera quemar de manera totalmente controlada en nuestros domicilios, además de generar calor y energía, se evitaría el impacto ecológico causado por el incendio y se reducirían significativamente las emisiones netas de gases de efecto invernadero”.   


  • Por Margarita Ducci 

    Directora Ejecutiva Pacto Global Red Chile

     

    "Debemos acelerar las inversiones en desarrollo de fuentes de energía renovables, cambio a combustibles más limpios, mejoras en la eficiencia de los procesos de combustión y modificar las tendencias de consumo a través de la educación ambiental".   


  • Por Giovanni Calderón Bassi

    Director Ejecutivo Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático

     

    "Estamos llamados a modificar nuestros hábitos de consumo y contribuir en la educación ambiental de las futuras generaciones, para impulsar a toda la economía hacia un modelo de desarrollo que definitivamente abandone el uso de combustibles fósiles. La 'urgencia de acción climática' se ha transformado en una 'emergencia climática' y, si no hacemos nada, las consecuencias serán imprevisibles".