Nos movemos por las Energías

Renovables No Convencionales,

la Eficiencia Energética, la Sostenibilidad Corporativa,

el Medioambiente y las Comunidades

Reporte Sostenible: ERNC, Noticias Eficiencia Energética

Producción pasará de 1 millón de autos a 40 millones en 2035. Lo que empujará el litio de 185 mil toneladas a 1,5 millones, y de US$1300 millones a US$18 mil millones en ventas.

 

Publicado el 11/08/2017

 

En 2016 Chile produjo el 42% del carbonato de litio equivalente (LCE) del mercado internacional, con 78 mil de las 185 mil toneladas que se produjeron en el mundo. Cifra que llegaría a 100 mil toneladas este año con lo que aumentaría su participación en la industria, según la estimación de Corfo, que espera que esta tendencia siga en ascenso y asociada a una industrialización que genere valor agregado.

 

Mercado en expansión

El aumento será impulsado, principalmente, por la electromovilidad y la creciente producción de vehículos eléctricos e híbridos que se proyecta en los próximos años. Al 2035 habrá una producción anual de 40 millones de autos de este tipo, versus el millón que se produce hoy en el mundo.

 

Esto, provocará que la demanda de LCE de 185 mil toneladas en 2016, pase a 1,5 millones de toneladas en los próximos 18 años. Asimismo, los US$1300 millones en ventas totales del año pasado, escalarán hasta los US$18 mil millones de ventas totales en 2035.

 

El vicepresidente de Corfo, Eduardo Bitrán estima, además, que al año 2035 Chile contará con el 21% de los recursos de litio disponibles en el mundo, con lo que podría abastecer el 40% del mercado mundial. Con exportaciones de 600 mil toneladas de LCE por US$ 6 mil millones y US$ 4 mil millones de productos manufacturados de litio y cobalto.

 

Industrialización

Para concretar el desafío de industrializar el litio en Chile, Corfo convocó a empresas nacionales y extranjeras para que presentaran sus proyectos. Finalmente, 12 hicieron sus propuestas de inversión y luego de ser analizados, 7 pasaron a la siguiente etapa del proceso.

 

TVEL Fuel Company of Rosatom de Rusia; Suchuam Fulin Industrial Group de China; Jiangmen Kanhoo Industry de China; Molymet de Chile; Gansu Daxiang Energy Thecnology de China; Umicore de Bélgica; y Samsung de Corea, fueron las empresas seleccionadas.

 

La siguiente fase del proceso, informó Corfo, será iniciar la elaboración del "Proyecto de Inversión de Productores Especializados de Litio en Chile", el que deberá ser desarrollado de conformidad con las normas específicas para la Etapa de Mejoramiento y dentro del plazo que en ésta se indique, el cual se estima no excederá del 1 de diciembre de 2017.

 

La convocatoria busca potenciar el desarrollo de esta industria, para convertir al país en un actor relevante en la región y a nivel mundial en la producción, comercialización, generación de valor agregado en el desarrollo de capital humano y encadenamiento productivo en torno al litio.

La opción de industrializar el litio surgió tras la firma del acuerdo entre Corfo y Albemarle (ex Rockwood Lithium), donde se estableció que parte del litio extraído se debe procesar en Chile mediante la fabricación de productos que permitan exportar productos de mayor valor agregado y desarrollar una industria vinculada a este mineral no metálico.

 

Se espera que dentro de dos años se instalen las primeras industrias manufactureras en el país. Corfo considera que el litio puede representar una industria de US$10.000 millones al 2035 para Chile y 10 mil empleos para las regiones de Antofagasta y Atacama, donde están las principales reservas de este mineral, específicamente en los salares de Atacama, Maricunga y Pedernales.

 

Análisis de SQM

El gerente de Inteligencia y Desarrollo de Negocios de SQM, Felipe Smith, estima que la demanda de litio se duplicará cada cinco años en la próxima década. Aumento que se sustenta en el crecimiento de los vehículos eléctricos y la baja en el costo que han experimentado las baterías que almacenan su energía, entre las que NCM es la más popular por su alta capacidad y estabilidad.

El ejecutivo, que si bien informó que la demanda de litio se ve segura en el mediano plazo, advirtió que existen amenazas para este negocio, pues se desarrollan otras tecnologías que no requieren litio, como otros iones (sodio, magnesio, potasio); Zn-air (cinc); baterías de flujo; Al-grafito (aluminio); sales de almacenamiento; fuel cells (células de combustible); y súper-capacitores.

A este riesgo, se suma el creciente número de proyectos de explotación que desarrollan en Australia (40% de la producción mundial) y Argentina (14%), que en conjunto congregan 18 iniciativas, entre inminentes, avanzadas y posibles, lo que también supone un peligro para la posición de Chile, que en 1999 ostentaba el 67% del mercado mundial.

 

Revolución tecnológica

Desde Albemarle, la única empresa -junto a Soquimich- que explota litio en Chile, consultada sobre el momento que experimenta el mercado, explicaron que "vivimos una revolución tecnológica sin precedentes. Teléfonos inteligentes, electromovilidad, baterías de aparatos tecnológicos y los acumuladores de energía que hoy revolucionan el mundo, tienen al litio como uno de sus componentes clave".

 

"En su versión más depurada, el carbonato de litio grado batería es uno de los principales componentes de baterías para automóviles eléctricos, que están teniendo un importante auge. De hecho, las proyecciones sitúan a esta industria como la gran responsable del aumento de la demanda de litio a nivel mundial. Si hace unos años era sólo la industria electrónica la que demandaba nuestros derivados del litio, las proyecciones instalan a la industria automotriz eléctrica como la que hará crecer la demanda", detallaron.

 

Desde la firma estadounidense agregaron que, tal como lo pretende Corfo, en sus procesos promueven el desarrollo e innovación en la producción de litio, "permitiendo generar un producto final con mayor valor agregado, más puro y con las especificaciones necesarias para los requerimientos de industrias cada vez más exigentes".

 

En este sentido, agregaron, "lo que Albemarle exporta no es el producto tal como se extrae del salar de Atacama, la salmuera que ahí se obtiene es sometida a una serie de procesos químicos que permiten obtener productos como el carbonato de litio grado batería, creado específicamente para el mercado de dispositivos electrónicos, medios de transporte y equipos de seguridad, entre otros".

 

"Éste -profundizaron desde la empresa-, es un material avanzado de altísimo valor agregado y que es específico a los requerimientos de cada industria. De hecho, en nuestra planta química en Antofagasta, se generan más de 100 especificaciones distintas que aseguran la más alta calidad".

 

Fuente: Cristián Venegas M.  Mercurio de Calama

 

 

 

 

 

Demanda de litio se duplicará cada cinco años por vehículos eléctricos

<
< >
< >
<